13.4 C
Las Rozas de Madrid
/ 20 abril 2021

José de la Uz: “Ahora debe llegar la época de la ilusión y la esperanza, especialmente en Navidad”

José de la Uz: “Ahora debe llegar la época de la ilusión y la esperanza, especialmente en Navidad”

Entrevistamos a José de la Uz, alcalde de Las Rozas, para hacer un balance de este año que está a punto de finalizar y nunca olvidaremos. También repasa la actualidad del municipio, avanza algunos temas del próximo año y, por supuesto, hablamos de la Navidad.

Hagamos un balance de este 2020 que ha sido tan duro para todos.

El año 20 nos ha traído una situación absolutamente extraordinaria, como es esta pandemia, donde la ciudad roceña ha estado a la altura de las circunstancias. Hemos perdido a vecinos, y por tanto, eso es irrecuperable y de eso no nos vamos a levantar. Mucha gente lo ha pasado muy mal.

El Ayuntamiento, el equipo del gobierno y todos los trabajadores públicos, hemos hecho un esfuerzo suplementario para estar a la altura de las circunstancias y de lo que los vecinos necesitaban. Hemos centrado todos los esfuerzos en combatir la crisis.

Primero en acompañar a la gente durante los meses más complicados de marzo, abril, mayo; después en ayudar y asistir a la gente que lo ha pasado peor económicamente; y luego, hemos tratado de reordenar nuestras prioridades de gestión en la crisis. Eso supone haber reorganizado muchos de los proyectos que teníamos para la legislatura, hemos estado focalizados en combatir la crisis y en asistir a la gente.

El equipo de gobierno ha puesto muchas más medidas sobre la mesa que otros municipios a nivel nacional, siempre por delante, porque nos hemos “estrujado” el cerebro para tratar de adelantarnos, y desechar muchas ideas para sacar las positivas

Este ha sido el resumen del 2020, mucho “brainstorming”, mucho trabajo, una grandísima implicación de los empleados públicos que gracias a ellos hemos podido sacar proyectos que otros municipios no han podido sacar.

En general, te diría que un año para olvidar, pero hemos sacado alguna lectura positiva que nos va a servir para el resto de la legislatura.

De todas esas medidas que has sacado del Ayuntamiento, ¿tiene alguna anécdota, algún comentario de algún vecino, alguna medida que pensaba que no iba a funcionar y ha funcionado?

Te puedo decir que me han emocionado mucho, muchas cosas estos meses. Los propios empleados municipales, a quienes les hemos reconocido su trabajo y su labor, pues se sentían orgullosos del trabajo que este equipo había hecho y vecinos que nos han escrito, porque al final ha sido una época de mucho detalle.

Mucha cercanía. Hablar con una persona que han fallecido sus dos abuelos en la misma residencia en apenas un par de días. Evidentemente es muy complicado el haber perdido a gente que conocías del municipio, que han tenido relevancia en su actuación social a lo largo de muchos años. Los meses de marzo y abril fueron tremendos.

Superada la primera fase de asistir, ayudar económicamente y potenciar la economía local eso no decae. Y ahora debe ser la época de la ilusión, la alegría, la esperanza, especialmente esta Navidad y de cara al año que viene. La inmensa mayoría de los vecinos son conscientes del esfuerzo que se ha hecho para gestionar la crisis y para seguir generando oportunidades.

Era obligatorio trabajar desde la improvisación, porque no había ninguna base y muchos riesgos que asumir.

Sí, pero la suerte que tenemos es que hay unos excelentes empleados públicos que se comprometieron desde el principio.

Por ejemplo, cosas que te llenan de orgullo, en 48 horas todo el Ayuntamiento trabajando. Haber organizado con ese éxito las vacunaciones o los test de antígenos que nos ha solicitado la Comunidad de Madrid, que nos decían que no habían visto eso tantas veces en otros municipios.

Enorgullece saber cómo funciona nuestro servicio, que lo sé, pero que lo vean y lo valoren, y que los vecinos lo vean. Las medidas de Navalcarbón, por ejemplo, la atención al ciudadano, el equipo que ha habido que no lo sabe nadie, 24 horas los siete días de la semana, desde que empezó la crisis al télefono y por mail contestando a cada incidencia de cada vecino. Esa gente anónima que es mi equipo, son Las Rozas Conecta, gente que en sus casas están pendientes para atender a la gente, eso es brutal.

Claro, en tiempos extraordinarios, medidas extraordinarias, tampoco puedes mantener eso en el tiempo, ahora hemos echado el resto. Y luego ha habido mucha estrategia de anticiparte. El día que anuncian el cierre de los centros de mayores ya convocamos el primer gabinete de crisis para pintar todos los escenarios posibles, porque además veíamos lo de China, lo de Italia, y empezamos a pensar medidas.

Y luego, afortunadamente, el equipo de gobierno es un equipo muy potente, que hemos sido capaces de recibir positivamente todas las sugerencias que se han hecho, pero quién firma el decreto es el equipo de gobierno.

Pasamos a la fase de las vacunas. ¿Ya tienes preparado el plan? ¿La Comunidad de Madrid ha dado algunas instrucciones?

No, no han dado instrucciones. Pero todo apunta a Navalcarbón, que además sigue cerrado y estoy satisfecho y contento de que los vecinos entiendan que es mejor esperar un poco más.

Estamos en una tasa de 260, evitar focos creo que es prioritario, creo que estamos siendo prudentes. Navalcarbón es el “buque insignia” de la atención al ciudadano y también de este tipo de actividades que nos demanda la Comunidad de Madrid. Hemos mirado otros sitios como el Multiusos, que al estar abierto no requiere las condiciones, hemos pensado en el ferial. Pero al final, hemos visto Navalcarbón como el gran centro para este tipo de actividades. Durante la crisis fue el centro logístico donde operamos y cuando haya que prestar algún servicio con la Comunidad de Madrid será ahí, a nivel de vacunación y de atención al ciudadano.

Uno de los temas que más ha indignado, especialmente a los madrileños, han sido los enfrentamientos entre la Consejería de Sanidad y el Ministerio de Sanidad. ¿Cómo ha sido la comunicación del propio Ayuntamiento con ambas administraciones?

Con la Comunidad fue estupenda, pero siempre, tanto en marzo con la Consejería de Cooperación Local, con David Pérez, con la presidenta… La relación ha sido muy buena, y nos sentimos apoyados. Cuando hemos pedido algo se nos ha atendido, si hemos tenido alguna duda personalmente he llamado y siempre han estado al lado de Las Rozas.

Es verdad que tenemos menos relación con el estado. Lo importante de verdad es la cooperación, estamos viviendo una guerra contra un virus, tenían que primar los criterios médicos y técnicos, que no hubiera habido criterios ideológicos.

¿Cree que en algún momento en Estado ha actuado tarde y ha impedido a los municipios desarrollar medidas?

Con el Estado hemos tenido la “grandísima suerte” de que no nos han dado ni un solo euro para poder luchar con esta crisis, eso sí que lo quiero reivindicar. Nosotros hemos dado en ayudas dos millones de euros, más si contamos la de los colegios. Eso es ayuda directa, pero lo que tiene que ver con nuestros propios medios para poder luchar contra esto nada.

Ahí sí, la “rebelión de los alcaldes”, afortunadamente esa batalla con Pablo Casado y con Antonio González Terol se ganó. Ahora la siguiente es que de los tres mil millones que nos habían prometido para los presupuestos, cero euros, eso sí que lo reclamo, lo necesito como una parte del estado que somos los municipios, que los fondos europeos que se nos “inyecten” a los municipios. Primero no me quites el dinero de los roceños, porque gracias a ellos estoy pudiendo hacer cosas; y lo segundo, inyéctame dinero en los presupuestos generales, y ahora también los fondos europeos.

Jose de la Uz
José de la Uz, alcalde de Las Rozas ©️ LAS ROZAS ES NOTICIA

Las Rozas ha sido uno de los municipios menos golpeados por el virus. ¿Mérito del trabajo del Ayuntamiento? ¿De los vecinos? ¿Casualidad?

Casualidad no, seguro que no. Lo digo siempre. Colegios, parroquias, clubes deportivos, asociaciones, residencias, centros de salud, comercios… la sociedad roceña desde el primer momento “se puso las pilas”, fue consciente y ha luchado contra el virus.

A ese esfuerzo de la sociedad, el equipo de gobierno ha reaccionado con medidas directas, económicas o actuación de cuerpos municipales. Somos el tercer municipio que más multas ha puesto en ese sentido, y sigue habiendo un plan en marcha de catorce agentes que cada noche vela por el cumplimiento de esas normas.

Al igual que el reparto de las mascarillas cuando había difícil acceso. También evitar muchas concentraciones.

Una población que está concienciada y lo está haciendo mayoritariamente bien, te anima es a seguir así, a no pensar que esto ha pasado y, como hasta ahora, hemos resistido sin estar confinados como otras zonas de la región de Madrid. Nos puede pasar perfectamente, y seria una catástrofe tener una zona de la ciudad confinada para nuestros propios desplazamientos, para la actividad comercial, para el empleo… Tenemos que seguir así, los vecinos y el Ayuntamiento.

Otro sector que se ha enfrentado muy bien al virus, ha sido el educativo. Tuvo que cambiar un modelo por otro de repente. Y el Gobierno Central ‘les premia’ con la “Ley Celaá”. ¿Qué le diría a los padres que tiene preocupación por si van a poder seguir llevando a sus hijos al mismo colegio concertado? ¿Se puede hacer algo a nivel municipal en ese sentido?

A nivel municipal, lo primero estamos muy orgullosos de toda nuestra comunidad comunicativa. Las actividades se preparan pensando en todos los alumnos del municipio, dicho lo cual, tenemos unas competencias en la conservación de los colegios y hemos hecho un esfuerzo muy importante hace tiempo, igual que nos ponemos a la disposición de los institutos.

Con la concertada, que tiene todo nuestro apoyo y reconocimiento, por primera vez hemos sacado una línea de ayudas para apoyarla. Hemos conseguido “inyectar” dinero a toda la concertada de Las Rozas, para apoyarles en sus proyectos y necesidades, siendo conscientes de lo mal que lo están pasando.

El problema de fondo es que es un ataque a la libertad, ese es el problema real. La ventaja de los madrileños es que gobierna el Partido Popular, y Ayuso ya ha tomado medidas para defender la libertad de elección. Queremos defender que vayan a donde les dé la gana, de eso se trata, y en Las Rozas ese apoyo lo van a tener.

¿Cuántos alumnos hay en concertada en Las Rozas?

Unos 6000 alumnos. Por porcentaje es un 30% aproximadamente. Un 72% de los alumnos en Las Rozas son de escuela pública o concertada y un 28% de privada.

Otro de los sectores más afectados es la hostelería. ¿Qué va a hacer el municipio en 2021?

Lo primero que hemos hecho ha sido bajar los impuestos a los hosteleros y sigue congelada la tasa de terraza. Con las bases que estamos poniendo, habrá cerramientos en los meses más complicados de invierno, campañas de promoción como la Ruta de la Tapa, que haremos varias a lo largo del año para fomentar el salir con todas las medidas de seguridad, y luego lo que está previsto es volver a sacar ayudas.

Lo importante es evitar los despidos y los cierres. Y luego va por barrios y zonas, para combatir el confinamiento. Reforzamos la desinfección en los colegios, las calles, todas las medidas en nuestras propias instalaciones municipales. Además, han surgido dos asociaciones de comercio en esta crisis, al final hay una masa que ha reaccionado y se ha puesto a trabajar.

De ahí la importancia de la interlocución. Hemos creado una empresa de innovación que al comercio le va a ayudar a la digitalización, son medidas positivas para ellos.

¿Cómo está funcionando Las Rozas Market?

Estamos en la fase inicial en la que el comercio se está apuntando. Ya hay 680 sobre 800 favorables a inscribirse. La idea son los bonos de compra de 10 euros, que pagamos desde la empresa Las Rozas Innova, para apoyar ese comercio después de las Navidades. Empezamos por el comercio tradicional y luego habrá bonos para hostelería.

José de la Uz
©️ LAS ROZAS ES NOTICIA

La programación de la Navidad en Las Rozas es muy ambiciosa para la época en la que estamos.

Después de este año tan complicado queremos devolver la ilusión, nos negábamos a tener una Navidad gris. Desde junio había un equipo trabajando, distintos concejales y gabinete, quitando y desechando muchas ideas que luego hemos ido viendo que no se podían hacer.

Hemos primado las carpas exteriores, la iluminación, hemos movido la pista de hielo a Camilo José Cela, se ha hecho con todo el cariño y pensando en dar una alegría.

A las casas hemos enviado el programa con QR y acompañado de un detalle. Durante cuatro días los globos estarán en diferentes zonas del municipio, donde de 17h a 20h, iluminados, se elevarán. Y el día 5 de enero, por streaming, se podrá ver la ceremonia de descenso de los Reyes Magos en globo y sus palabras a los niños de Las Rozas. Son diferentes formas de celebrar la Navidad.

¿Qué va a pasar el año que viene? ¿Alguna medida concreta a destacar?

Va a ser un presupuesto muy complicado. Si hay presupuestos generales van a ser muy complicados, porque somos gente sensata, y porque estamos viendo la situación económica y cómo empieza a afectar. Los presupuestos expansivos del año que viene va a ser un planteamiento de presupuestos más moderado, que mantenga los servicios, pero hay grandes obras del plan de inversiones que habrá que sacrificar. Eso no quita que grandes proyectos sigan adelante, como en La Marazuela.

¿Qué le pediría al 2021?

Que nos deje recuperar el tiempo perdido, que nos devuelva nuestra normalidad. Un año de tranquilidad donde la gente deje de pasarlo mal y donde se recupera la ilusión, la actividad, el empleo… Un año de proyectos e ilusiones.

spot_img
spot_img
spot_img
spot_img

COMENTARIOS

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

ARTÍCULOS RELACIONADOS