El Ayuntamiento de Las Rozas va a destinar 26 millones de euros para ayudar a familias, pymes, autónomos, comercios y otros colectivos afectados por la crisis económica como consecuencia de la pandemia de coronavirus Covid-19.

Este Plan de Recuperación Económica tiene varias líneas de trabajo: la asistencial, para paliar los efectos a corto plazo, la de ayudas a largo plazo para apoyar a las pymes, comercios y autónomos, y la apuesta por el empleo y las exenciones fiscales.

El alcalde de Las Rozas, José de la Uz, destaca que el Consistorio sacará adelante esta iniciativa porque “solo ayudando a los que más lo necesitan e impulsando la economía desde todos los frentes conseguiremos que la sociedad roceña, como un bloque, supere los efectos de la crisis lo antes posible”.

Actividad económica

El Plan de Recuperación de Las Rozas prevé, entre otras acciones, destinar 3 millones de euros en ayudas para facilitar el mantenimiento de la actividad económica y amortiguar la reducción drástica de ingresos en microempresas, pymes y autónomos; sufragar el pago del alquiler de locales comerciales, así como la adquisición de equipos y elementos necesarios para el teletrabajo.

En la misma línea, se suspende durante todo el año 2020, el pago de todas las tasas municipales de terrazas, ocupación de vía pública, impuestos a vehículos industriales, así como las licencias de actividad, y se devolverá el equivalente a los días de confinamiento ya pagados.

Además, se llevará a cabo un descuento del 25 % en el recibo del IBI a todos los negocios de hostelería y comercios que estuvieran abiertos antes del confinamiento y que se comprometan a mantener su plantilla hasta el 31 de diciembre de 2020.

Del mismo modo, la rebaja del 25 % también se aplicará al Impuesto de Actividades Económicas de las empresas cuya recaudación afecta al Ayuntamiento.

Entre las medidas enfocadas a la reactivación de la actividad económica se pondrá en marcha un Servicio de Atención y Asesoría a pymes, autónomos y empresarios a través de la Concejalía de Economía, Empleo e Innovación y Educación.

Además, se destinará una partida de 500.000 euros, aproximadamente, a la promoción de Ferias en el municipio, que dejarán de pagar los precios públicos.

Emergencia social

En otro orden, a través de la Concejalía de Servicios Sociales se pondrá en marcha un paquete de ayudas para emergencia social, dotado inicialmente con 1 millón de euros, así como ayudas al alquiler por el mismo valor, y si fuera necesaria se aumentará esa partida más adelante.

Los técnicos del Ayuntamiento están estudiando posibles ayudas o subvenciones para vecinos afectados por los ERTE y la crisis económica en los diferentes servicios municipales.

Aumentará en cerca de 100.000 euros las subvenciones destinadas a los centros educativos para poner en marcha proyectos tecnológicos.

La Concejalía de Hacienda ha acelerado los pagos a proveedores municipales liberando pagos por valor de más de 6 millones de euros con el objetivo de inyectar liquidez, en estos momentos difíciles, a las empresas que trabajan y ofrecen servicios al Consistorio.