Escalada

SputnikClimbing no solo es un rocódromo, es un centro de educación y ocio en torno a la actividad de la escalada. Actualmente su sede se encuentra en Alcobendas pero a partir de noviembre de este año se podrá disfrutar también en Las Rozas. Fernando Hernández, CEO de Sputnik, nos ha contado de primera mano como será este centro de escalada calificado como el más grande de España y con grandes referencias internacionales.

¿Qué va a ser SputnikClimbing Las Rozas?

SputnikClimbing Las Rozas va a ser una instalación de 4.000 metros cuadrados, con espacios de aparcamiento, con diferentes áreas donde vamos a intentar hacer que el espacio sea lo más multidisciplinar posible.

Tenéis otras sedes en diferentes municipios de la Comunidad. ¿Por qué Las Rozas ha sido el siguiente paso?

Nuestro centro actual está en el Norte de Madrid, en Alcobendas y queríamos que el siguiente crecimiento estuviese enlazado al Noroeste. Hemos barajado varias ubicaciones y, finalmente, nos decidimos por una nave de Európolis con parcela propia, plazas de aparcamiento… Además, Las Rozas es un municipio que apuesta por el deporte. Continuaremos con nuestra máxima de que el centro genere impacto positivo en la comunidad.

¿Cuándo se prevé su apertura?

Nos encontramos cómodos diciendo que el 1 de noviembre de este año. Podría ser antes pero vamos a ser un poco más conservadores y dejar la fecha en el 1 de noviembre. Hay que tener en cuenta que es una instalación muy grande y que la obra es grande, tanto de obra civil como de equipamiento.

¿Qué podremos encontrar?

Habrá una zona muy grande de vías de escalada, una zona de Boulder, que es una de las especialidades de la escalada, y espacios exteriores con una treintena de vías de 14 metros de altura en una zona ajardinada dentro de la propia nave.

También tendrá zonas de hostelería y restauración y una escuela infantil que se llama “Crecer escalando” donde se dispondrá de un área de casi 600 metros destinada a espacios para todas las edades. Un lugar para que pueda ir una familia entera y cada uno tenga su reto.  

Luego habrá otro tipo de espacios como gimnasio, aulas de yoga, pilates… zonas comunes que están muy bien pero que no son los espacios principales.

O sea que podemos decir que el público va a ser muy amplio, ¿no?

Ya en la sede que tenemos en Alcobendas nos dimos cuenta de que los espacios se habían quedado más pequeños y ahora lo que queríamos era precisamente eso, intentar dimensionar en un centro las mayores necesidades.

El objetivo es que haya diferentes áreas de escalada y que sea un punto de encuentro. Que puedan venir equipos de competición o alto rendimiento ya que va a ser la más grande de España y lo suficiente interesante como para que puedan entrenar las tres disciplinas olímpicas: velocidad, Boulder y escalada de dificultad (con cuerda). Pero que además de estar ellos, pueda también estar una familia, una persona que acaba de salir del trabajo… Todas las personas.

Fuente: Sputnik

¿Queréis ser referencia internacional también?

Eso es. Al final está pasando en otros países. Hay centros, donde antiguamente se apostaba para que el desarrollo más deportivo-profesional de la escalada estuviese en instalaciones públicas pero que al final no había un mantenimiento diario adecuado de las mismas. Nosotros, día tras día, cambiamos los bloques y las vías y en cosa de un mes, se puede renovar toda una sala. Entonces, las salas privadas aúnan un poco todas esas necesidades deportivas. Un centro con estas características y alturas, con muros homologados, unido a un personal que trabaja todos los días para mantener esas instalaciones perfectas.

¿Qué destacarías de SputnikClimbing? ¿Cuál es vuestro punto fuerte?

Lo bonito de la escalada es que al final es un deporte que aunque haya una competición, al final tú compites contigo mismo. Un deporte de superación. Al final lo que engancha de este deporte es el componente social que tiene. Da igual lo mucho o poco que escales, cada uno tiene un reto en el mismo sitio. En el mismo lugar puede haber una vía de iniciación y una dificilísima. Cada uno intenta ayudar al de al lado, es un poco parte de lo que pretendemos. Que haya una sintonía en el espacio donde se pueda ver a gente de élite con gente que está empezando.

Por otro lado, nos sentimos muy responsables de transmitir conductas respetuosas hacia el medio ambiente, ya que parte de la gente que nos visite terminará saliendo a la montaña. En Sputnik, además hemos conseguido neutralizar nuestras emisiones de carbono mediante campañas de plantación de árboles y apostamos por un espacio sostenible.

¿Nos puedes contar alguna novedad de este nuevo centro?

Aquí, en Las Rozas, gracias a las dimensiones, vamos a tener también un equipo multidisciplinar que se llamará “Sputnik Investigación” donde intentaremos que los mejores profesionales, que se dedican al rendimiento deportivo puedan trabajar allí desde el punto de vista psicológico, fisioterapéutico, entrenadores a nivel nacional… Queremos que tengan un espacio donde puedan tener una parte de investigación, de máquinas, un lugar donde poder testear con deportistas…